El pasado 8 de julio del presente año, el grupo 11-1 realizó una convivencia con el fin de afianzar las relaciones interpersonales entre los integrantes del mismo.

La susodicha convivencia se realizó en la periferia del municipio de Pradera en una finca denominada “La Estrellita”, que es propiedad de la familia del estudiante Mateo Montoya, quien pertenece al mismo grupo, razón por la cual la locación fue facilitada de forma gratuita.

Esta actividad fue posible gracias al trabajo conjunto del profesor Carlos Hincapié, director del grupo, de los padres de familia y de los estudiantes, quienes tuvieron que aportar $15000 para la realización de la misma, repartidos de la siguiente manera: $5000 para transporte y $10000 para alimentos.

Puesto que el objetivo de la actividad era la integración del grupo como tal, y no sólo la realización de una salida recreativa, la actividad contó con el acompañamiento de dos psicólogos del hospital Raúl Orejuela Bueno, que están realizando sus prácticas en la I. E. Cárdenas Centro; dado esto, al llegar al sitio se dio inicio a una serie de lúdicas que sirvieron de gran ayuda para que los estudiantes pudieran identificar algunas de sus aptitudes y fortalezas vocacionales, además de afianzar los lazos de amistad  ya existentes.

El balance de la actividad fue muy positivo, y gracias a ello se puede concluir que ésta cumplió plenamente con las expectativas que se tenían al llevarla a cabo, además que fue un rato agradable para todos.

Felicitaciones a todos los partícipes de la convivencia del grupo 11-1.

Comité de redacción:
David Leonardo Calero García
Alejandro Hernández Arboleda
Santiago Pérez Gómez
Grupo: 11-1